Cuadritos, periodismo de historieta

febrero 14, 2010

“Tengo la necesidad de molestar a los demás”

"Si metes una discoteca en el Reina Sofía, pues no es muy serio y tienes que decirlo"

“Mirad, lo que más me gusta en el mundo es esto, y está bien que lo sepáis”.  Así, cuenta el español Juanjo Sáez, surgió El arte, conversaciones imaginarias con mi madre, que en nuestro país publicó Editorial Común y en el Viejo Continente, Random House Mondadori. En una esquina de Palermo, sentado en un bar, el ibérico soporta el calor con tranquilidad. “En Barcelona es más caluroso y más húmedo sobre todo, aquí no la tenéis tan mal”, comenta sin saber que dos semanas después Buenos Aires arderá con 40 grados y el resto del país, con 50. Cuadritos lo invitó a charlar sobre el libro en que aborda algunas facetas de las artes plásticas con humor y sarcasmo, pero también en un lenguaje sencillo y que se hace cercano a quienes no están “en tema”.

El arte, cuenta, surgió del cruce entre la necesidad de que lo conociera un poco su familia y el interés de Mondadori en publicarle un segundo libro. “Cuando a uno le va bien, en la editorial ya le piden otro, y pues se convierte en un trabajo con cierta rutina de terminar uno y ponerse a pensar el siguiente”, señala (su próximo trabajo, avisa, saldrá a la calle en un mes y hacia el final de la entrevista adelantará algo de esa producción).

Sáez reconoce su trabajo “totalmente subjetivo” y como “una visión totalmente parcial y sesgada”. Rememora, también, las quejas de un académico sobre su obra. “Está en su derecho”, comenta, “porque no es ni un manual ni un libro de texto, sino mi opinión sobre el tema”. Allí, para quienes dudan sobre la posición del español, el autor se tira contra el arte contemporáneo, los happenings y echa una mirada descarnada incluso sobre sus movimientos y artistas favoritos.

“Yo pretendía introducir a mi madre a las cosas que me interesan, y claro, eso sirve para introducir a cualquiera, pero fuera del dogmatismo o la cátedra, pues soy dibujante de cómics y aunque tengo formación en el tema, no soy estudioso ni mucho menos”, apunta, “yo simplemente quería llamar la atención de tres o cuatro cosas y que a alguien le sirviera, luego hay bastante humor y creo que es una obra bastante entretenida”.

En el libro, Sáez explica imaginariamente a su madre lo que más le apasiona: el arte

El ensañamiento que parece tener con la academia de la plástica, asegura, no es personal. “Pero tu lo puedes ver, hay cosas que son muy cómicas, como eso de meter la discoteca dentro de un museo”, refiere a un pasaje del libro, “visto desde afuera, por una persona a la que no le interesa el arte, le parece cómico, así que toda esta ironía era una forma de acercar el libro a la gente a la que no le interesa el arte y decirle pues tenéis razón, es muy divertido, rídiculo incluso“. Es que para el español, el arte contemporáneo se toma a sí mismo demasiado en serio. “Y yo creo que el humor es una herramienta artística muy válida, no tiene por qué ser todo tan serio, vamos, que si montas una discoteca dentro del Reina Sofía, la cosa no es muy seria y tienes que decirlo”.

En El arte, el autor hace un movimiento doblemente revulsivo. Por un lado critica a la plástica desde una disciplina muchas veces menospreciada, como la historieta, y por otro, se desempeña en el cómic con un trazo ligero que, hacia dentro del medio, también se debate si es “buen” o “mal” dibujo. “En eso soy muy rebelde, en la vida en general no tanto”, consiente Sáez, “tengo una necesidad de molestar a los demás, de intentar hacer algo distinto”. Y entonces el español reconoce que su ego impacta en su obra. “Tengo la necesidad de destacar”, confiesa, “y como no puedo hacerlo desde el virtuosismo, salgo por donde puedo, no me gusta seguir la corriente de nadie e intento hacer las cosas a mi manera, lo que hago es fruto de eso”.

Tampoco le preocupa si dibuja bien o mal. “Dentro de mí creo que dibujo bien”, afirma, “creo que tengo recursos para expresarme y mostrar un mundo propio y representar absolutamente todo lo que quiero”. El resto, para él, es cuestión de gusto. “Si es bello, menos bello, bonito, eso ya cada uno que se apañe”, desliza. “Yo pretendo comunicar y creo que lo hago, desarrollé una herramienta que me es funcional, ya si pretendiera no sé, dibujar como John Byrne o Frank Miller, pues ahí ya no le llego ni a la suela del zapato ni lo pretendo”.  Y descarga: “luego tienes gente que son muy virtuosos, que de repente ves una viñeta suya y no la han logrado”.

Sáez defiende su dibujo, con frecuencia criticado. "Creo que tengo recursos para expresar mi mundo"

Así, donde otros eligen la pulcritud y la precisión más absoluta, Sáenz construye un estilo descuidado que incluso revela el propio proceso creativo y los errores del trabajo. “Creo que humaniza y hace que el lector empatice”, explica, “supongo que gracias a eso he conseguido tener muchos lectores fuera del mundo del cómic”.

Justamente su amplia base de lectores lo convierten en uno de los dibujantes de historieta más leídos en España. Entre sus seguidores, cuenta, hay de todo, desde señores trajeados de oficina hasta amas de casa tradicionales. “Allí el mundo del cómic es muy sectario, muy reducido y yo siempre he pensado que si quería vivir de esto tenía que llegar a más gente, conectar con quienes leen libros en general”, cuenta, “eso desde el principio me pareció importante, no quedarme en el ghetto, porque mi ilusión principal en la vida fue dedicarme a dibujar, hasta hace poco era imposible, ahora es difícil, pero al menos vivo de dibujar y de mi imaginación”. Sáez también trabaja en ilustración y publicidad. “Bueno, todo lo que pillo, con mi novia Vanessa tenemos un pequeño estudio montado y claro, trabajas en todo lo que cae”.

Pequeño adelanto: la tapa del nuevo libro de Sáez

Su paso por la publicidad y el marketing han influido, naturalmente, en su trabajo actual. “Es que las artes aplicadas te hacen pensar mucho en que tu trabajo va dirigido a alguien y en el punto en que estamos en el cómic eso es importante: pensar en los lectores”, reflexiona, “la publicidad va muy dirigida con su target, perfiles y demás, y eso es importante para crear una industria estable y que los dibujantes puedan vivir de esto, y quienes trabajamos a dos aguas lo tenemos en cuenta”.

Su nuevo libro

Pese al éxito cosechado, el español evitó la tentación de dibujar un “El arte 2″. Eso no quita, advierte, que sus libros puedan leerse como “una continuación el uno del otro”.  El próximo 12 de marzo saldrá en España su nueva producción: Yo, otro libro egocéntrico de Juanjo Sáez. “Sigue la tónica un poco autobiográfica, pero es muy autocrítico con mi trabajo”, cuenta, “hay una charla con un alter ego que me va cuestionando mis tics, mis manías, mis erroes, mis vagancias”. La creatividad constituye un eje importante del libro y permite establecer una hilación con el tomo editado en Argentina. “No hablo sobre arte estrictamente, pero sí sobre algunos temas que toco en ese libro”.

“Sucede que cuando acabé El arte estaba muy satisfecho de mi mismo y pensé ‘hostia, qué trabajo más bueno y qué bien que me ha ido’, estaba e un punto como de ‘qué guay todo lo que hago’, y pensé que a lo mejor era momento de pensar sobre eso y hacia donde voy a partir de ahora”.

8 comentarios »

  1. Este tío es realmente bueno en lo que hace.

    Me alegro de que haya cruzado el “charco”.

    Un saludo.

    Comentario por Citopensis — febrero 15, 2010 @ 1:46 am | Responder

  2. tiene cara de leonard nimoy.
    brian.

    Comentario por brianjanchez — febrero 15, 2010 @ 12:21 pm | Responder

  3. justamente anteayer compre el libro publicado por la editorial comun. me ha parecido un gran trabajo, es muy divertido, y obliga a refleccionar algunos puntos del arte contemporaneo. a mas de uno se lo recomendaria

    Comentario por manuu — febrero 17, 2010 @ 3:15 pm | Responder

  4. hoy vi en musimundo esta obra, la hojie, si era en blanco o negro era lo mismo ya que los dibujos son demasiados simples. 78 pesos decia medio borraneado. El tema parece interesante. tambien habia uno de Gustavo Sala y 2 o 3 dde Liniers.

    Comentario por oenlao — febrero 18, 2010 @ 2:45 pm | Responder

  5. [...] libro realmente difícil de clasificar. ¿Qué es Yo, otro libro egocéntrico de Juanjo Sáez (del mismo autor de El Arte, claro)? No parece estrictamente autobiográfico, aunque en algunos pasajes recurre al género. No [...]

    Pingback por Autoreflexiones ilustradas de Juanjo Sáez « Cuadritos, periodismo de historieta — marzo 27, 2010 @ 10:01 am | Responder

  6. [...] meses atrás, el historietista español Juan Sáez señalaba durante la Noche de las librerías que el mercado español de historietas había [...]

    Pingback por España y el camino argentino « Cuadritos, periodismo de historieta — junio 2, 2010 @ 10:02 am | Responder

  7. [...] Una entrevista al autor, por Andrés Valenzuela, cliqueando aquí. [...]

    Pingback por TamTam » “El Arte”, de Juanjo Sáez — noviembre 28, 2010 @ 7:12 am | Responder

  8. Esta bien pensado el contenido del libro, es algo que uno como espectador se pregunta siempre: “Esto es realmente arte (?)” a veces yo en mi caso enloquezco intentando comprender algunas obras, con el tiempo se aprende a disfrutar más que intentar comprender…

    Comentario por Frank — noviembre 18, 2013 @ 2:19 pm | Responder


RSS feed para los comentarios de esta entrada. TrackBack URI

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

El tema Rubric. Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 118 seguidores

%d personas les gusta esto: