Cuadritos, periodismo de historieta

abril 1, 2011

Perros de la calle

Filed under: Cómic USA,Reseñas — Andrés Valenzuela @ 10:00 am
Tags: , , , ,

Dos chicos pasados de ácido en Las Vegas

Lou es un hombre lobo, mercenario, alcóholico y obesionado con una nena perdida que cuyo paradero se reclama en el costado de un cartón de leche. Tiene por amigote a Wendell, un sacerdote excomulgado, putañero y malhablado, que bien puede jurar la veracidad de sus palabras “por las tetas de la virgen María” (sic). La particular dupla recibe sus casos de parte de una rubia estirada, acompañada por un tipo babeante en silla de ruedas y con una perversión particular para llevarse al hombre lobo a la cama (y probar con él una buena cantidad de “juguetitos”).

La serie no es otra que Bad Dog, uno de los proyectos favoritos de Joe Kelly, pero que como tantos intereses personales el célebre guionista norteamericano dejó colgados en pos de asuntos más redituables (como la arrolladora serie de tv Ben 10). Desde 2009 a la fecha Image había lanzado apenas tres números de las aventuras de Lou y Wendell. Ahora el guionista parece haberse decidido, envió las páginas que faltaban a su dibujante, el argentino Diego Greco, y promete en un prólogo del #4 que en lo sucesivo dará más atención a sus proyectos personales (como Bad Dog y Four Eyes, con el también argentino Max Fiumara).

Como para respaldar su afirmación, propone en este número la apertura de la primera historia extensa de la serie, que se desarrollará en tres entregas. De modo que quizás haya que esperar un poco (o bastante), pero al menos los fanáticos del hombre se aseguran otros dos números de humor ácido como pocos, un toque de bizarría, guarangadas en inglés y personajes con un nivel de energumenismo gratuito (pero hilarante, para el caso). (more…)

agosto 8, 2010

Greco: “para el ambiente del cómic soy un bicho raro”

Filed under: Cómic argentino,Entrevistas — Andrés Valenzuela @ 10:00 am
Tags: , ,

Greco colaboró con la erótica Kiss, pero también con Billiken, Viva y Comic.ar

Un hombre lobo cazarecompenzas. Un ex pastor borracho y con boca de cloaca. Un niño extraterrestre a quien le avergüenza quitarse su casco. Historias eróticas recatadas. Un denominador común: Diego Greco.

El dibujante del sur bonaerense se reconoce un bicho raro para los parámetros del mundillo del cómic. “Yo no conozco muchos artistas, ni sé de dibujantes o de historietas que para mucha gente del ambiente son de lo más comunes”, esboza una explicación, “no tengo ni idea de la última saga ni quién va a hacer de Linterna Verde en una película”. Más tarde confesará que tampoco vio todas esas películas por las que sus amigos y sus alumnos mueren: La guerra de las galaxias, El señor de los anillos, Matrix. Son suerte de terra incognita para él. “Soy muy culo inquieto y no me banco una película entera”, dirá luego, como disculpándose, en el trayecto que lleva desde su casa hasta la escuela X-Arte, que co-dirige.

“Sí leo algún cómic, pero para ver cómo está dibujado”, aclara, “pero prefiero siempre saber de un dibujante con el que puedo hablar o compartir cosas. No sé quién inventó a Superman o al Capitán América, por ejemplo”. Mientras el sol de Banfield se cuela por la ventana de su estudio, Greco enumera los pocos cómics que leía cuando adolescente. Para hacerlo, sobran los dedos de una mano: los X-Men que a fines de los ’90 se publicaban en castellano, Cazador y 4 segundos que, reconoce, le “voló la cabeza” y a la larga terminó sirviéndole como puerta de entrada a la historieta. “Imaginate que yo venía del la concha de tu madre de Cazador y encontrarme con eso era como leer literatura, poesía, veía ahí lo que me pasaba a mí y a mis amigos, me cagaba de risa, ¡era increíble!”, cuenta sobre uno de los fanzines más célebres de la década (reeditado hace un par de años por Ivrea).

“A pedido de un amigo había dibujado un cómic de cuatro páginas, protagonizado por Segurola, que también era medio humorístico”, recuerda, “y cuando vimos 4 segundos nos pusimos a buscarlo a Alejo (Valdearena) para pedirle su opinión”. El guionista los encontró en un bar y charlaron. Después de eso, el dibujante hizo algunas páginas de Mikilo, otro de los personajes importantes de la década. Sumó algunos cursos, hizo talleres y un día supo que Valdearena lo estaba buscando. “Quería hacer una muestra para la Kiss. Yo le dije que no había hecho nunca minas en bolas, pero no le importó. (more…)

septiembre 13, 2009

Dragones y arañas

Aquí, el bonus track de la entrevista Max Fiumara, publicada en el último número (¡el #4!) de Comic.ar.

Fiumara es uno de los artistas preferidos de Joe Kelly

Fiumara es uno de los artistas preferidos de Joe Kelly

“Cuando me metí en el proyecto, sabía de antemano que no iban a ser los típicos dragones de fantasía”. Quien afirma eso está sentado frente a su tablero de dibujo. Los papeles enormes tienen el esbozo de una doble página donde el lápiz azul comienza a delinear formas. Quien habla es Max Fiumara, un argentino joven que se puso bajo la lupa de todos los editores norteamericanos cuando Joe Kelly lo eligió para Four Eyes, una historieta que publican por Image (y de la que posee el 50 por ciento de los derechos) sobre peleas clandestinas de esos enormes reptiles… en una Nueva York herida por la Gran Depresión.

Fiumara es uno de los argentinos a quienes Kelly (padre de personajes como Ben 10) eligió para ilustrar sus proyectos de historieta. Los otros son Diego Greco (Bad Dog, también en Image) y Adrián Sibar (Bang! Tango, Vertigo). Tras -literalmente- años de enviar muestras y quemarse las pestañas con entregas para Avatar y trabajos menores en DC, la oportunidad con el norteamericano le llegó del modo menos esperado: una postal de navidad que envió a cuanto editor conocía dentro del mercado captó la atención de su ahora co-equiper.

Al diseñar los dragones de Four Eyes, y contrastar la estética “realista” (ríe cuando usa la palabra) de los monstruos mitológicos con el dibujo estilizado del escenario y los personajes humanos de la serie, se las arregló para atraer todas las miradas hacia su dibujo. Al punto que los editores empezaron a interesarse en él y Kelly le ofreció dibujar para él un puñado de páginas para el #600 de Amazing Spider-man. “Me preguntó si me interesaba hacer cinco páginas… ¿cómo no me iba a interesar? Le voy a agradecer toda mi vida”. (more…)

Blog de WordPress.com.